2020-09-28T09:58:23+02:0028 septiembre 2020|

Los datos de Hipotecas correspondientes al pasado mes de julio de 2020 dados a conocer hoy por el INE, reflejan un descenso interanual del 23% y el es quinto descenso consecutivo después de que en febrero se registrase el último incremento anual por el momento (16,1%) y que entonces suponía el tercer incremento consecutivo, que mostraba que los efectos de la Ley Hipotecaria se habían superado. La caída del mes de julio (23%) es la segunda más abultada desde que comenzó la crisis del coronavirus. Así, el pasado mes de junio se registró un descenso del 12,7%, seguida del mes de mayo (27,6%) mes en que se registró la mayor caída, un 18,4% de retroceso en el mes de abril y finalmente un 14,6% en el mes de marzo.

Los datos del mes de julio muestran un retroceso interanual de las operaciones hipotecarias en nuestro país que se vieron paralizadas durante la declaración del estado de alarma por parte del Gobierno de España por la crisis del coronavirus y que finalizó el pasado 21 de junio. “Los datos de julio son bastante parecidos a los datos que se registraron en junio, muestra que la demanda de vivienda se ha despertado con fuerza después del confinamiento. No obstante, es importante remarcar que los datos de junio mostraban muchas operaciones que se habían quedado paralizadas por el estado de alarma y se retomaron con el inicio de la desescalada. Los datos de julio muestran unos buenos datos de cierre de operaciones”, explica Anaïs López, directora de Comunicación de Fotocasa.

Un dato interesante es que en julio se firmaron solo un 2,7% menos de hipotecas que en el mes de junio. En concreto, en julio se cerraron 26.014 hipotecas frente a las 26.748 hipotecas cerradas en junio. “Estos datos indican que hay bastante movimiento en el mercado inmobiliario y son cifras positivas. Incluso estas cifras superan algunos meses del pasado 2019, fruto de la entrada en vigor de la Ley Hipotecaria, como el pasado mes de septiembre en el que se cerraron 22.488 operaciones. Veremos si los próximos meses seguimos con cifras cercanas a las 26.000 operaciones, cifra bastante optimista para cerrar el año con buenos números”.

Si se compara la cifra del mes de julio con la de otros meses de julio de años anteriores se observa que no hay tanta diferencia. De hecho, este mes de julio se han cerrado más operaciones que en julio de 2017 (25.545) y no dista demasiado de las cerradas en 2018 (29.480). Respecto al pasado 2019 sí que se observa más distancia (33.344 operaciones).

Desde el portal inmobiliario Fotocasa se ha ido detectando un gran movimiento en el sector inmobiliario con el inicio de la desescalada, que nos hace ser optimistas frente al futuro del sector inmobiliario y podría indicar que la recuperación en este sector pueda ser más rápida de lo esperado. “Así lo muestra el informe elaborado por Fotocasa “Análisis de la demanda de vivienda después de la COVID-19” que señala que la demanda de vivienda se mantiene estable después del estado de alarma y en niveles casi idénticos: del 22% de particulares entre 18 y 65 años que estaban buscando una vivienda antes de la pandemia se ha pasado al 21% que hay después”, explica Anaïs López.

Lo que es importante recordar es que el perfil del comprador de vivienda después de la pandemia ha cambiado. Ahora se buscan viviendas más grandes, más zonas exteriores (terrazas, jardines, patios…), con más luz natural. “Y es que los espacios al aire libre han pasado de ser el motivo principal de búsqueda de vivienda del 11% de demandantes al 17% después de la pandemia. Tendremos que ver si el sector inmobiliario es capaz de dar respuesta a esta nueva demanda y si la economía mantiene una evolución razonable esta nueva demanda pueda llegar a concretarse en cierres de operaciones”, concluye la directora de Comunicación.