2021-11-15T11:59:29+01:0015 noviembre 2021|

Los datos de transacciones inmobiliarias correspondientes al pasado mes de septiembre de 2021 dados a conocer hoy por el INE, reflejan un aumento mensual del 7,1% y un incremento interanual del 40,6%. “Por séptimo mes consecutivo las operaciones de compraventas realizadas en nuestro país muestran incrementos interanuales muy elevados. Esta cifra supone que septiembre ha alcanzado el mejor dato de los últimos 14 años. Un síntoma de que el sector continúa fuerte y liderando la recuperación económica de nuestro país”, explica María Matos, directora de Estudios y Portavoz de Fotocasa.

En septiembre de 2021 se cerraron 53.410 operaciones. Es la segunda vez en este año que se supera la barrera de las 50.000 compraventas. Sin embargo, no solo es el mejor dato en lo que llevamos de año, sino la cifra más elevada de los últimos 13 años. “Estamos ante un nuevo récord. La última vez que superamos este ritmo de operaciones fue en el boom del 2008, concretamente en abril de ese año. Es muy positivo que aumente la actividad del mercado, esto supone que los ciudadanos le dan mucho valor a la vivienda e indica que el interés por comprar continúa muy latente en la sociedad. Aunque lo más importante es que los precios no crecen al mismo ritmo y están conteniéndose”, añade la directora de Estudios.

La crisis sanitaria y en especial el confinamiento vivido el pasado año 2020 han hecho que los españoles le den a la vivienda más importancia que nunca. “Jamás habíamos tenido tantos españoles con intención de cambiar de vivienda, tan interesados en buscar una casa nueva y mes a mes los datos que vemos de compraventas confirman que la vivienda vuelve a ser la gran protagonista”, añade María Matos.

De hecho, justamente en el mes de septiembre Fotocasa publicaba el informe “Radiografía de la vivienda en el segundo semestre del año” en el que se muestra que la participación de los españoles en el mercado de la compra no solo se ha recuperado, sino que presenta datos superiores a los registrados antes de que el coronavirus impactase en España. Así, el estudio muestra que en febrero de 2020 el 39% de la demanda de vivienda buscaba comprar y en septiembre de 2021 ha aumentado al 44%. “La demanda de compra está viviendo un auge sin precedentes. De hecho, la transformación del mercado ha hecho que la interacción en alquiler y compra se equilibre. Algo que no veíamos desde hacía mucho tiempo. El interés por comprar está impulsando la recuperación de este mercado y mostrando cifras históricas en cuanto a la participación de la compra” remarca María Matos.

La obra nueva sigue despertando gran interés

Otro dato muy relevante lo encontramos en las operaciones sobre viviendas nuevas y es que, un mes más, se incrementan. En concreto, en septiembre de 2021 se realizaron 10.933 operaciones de compraventas de vivienda nueva y supone un incremento interanual del 30,1% respecto a 2020. “La vivienda de obra nueva está viviendo un auge sin precedentes desde el estallido de la pandemia. Muchos españoles están optando por promociones de vivienda a estrenar por diversas razones. Una de ellas es porque suelen tener espacios comunes como jardines o piscinas y en la mayoría de los casos cuentan con terraza, características que se han vuelto imprescindibles para los españoles que buscan vivienda después del confinamiento”, explica María Matos.

“Otro motivo importante viene de la mano del teletrabajo y es que el hecho de no tener que ir cada día a la oficina está haciendo que muchos españoles abandonen las ciudades y se esté comprando vivienda en la periferia y es ahí donde se encuentra gran parte de la oferta de obra nueva. Vivir en el centro de la ciudad o cercano al trabajo ya no es tan importante después de la pandemia. El sector tiene un nuevo reto por delante: el de dar respuesta al gran auge de la demanda de esta vivienda a estrenar”, añade María Matos.

“La rápida recuperación del sector inmobiliario ha sido muy reveladora. Indica que el sector ha dejado atrás la incertidumbre provocada por la crisis sanitaria y que los españoles vuelven a atreverse a comprar vivienda, o que incluso perciben esta agitación del mercado como una buena situación para encontrar oportunidades. Además, también está siendo un mercado que está atrayendo a inversores como un mercado refugio, en el que el activo inmobiliario siempre tiende a revalorizarse”, concluye la directora de Estudios.

Adjuntos