2021-02-15T09:51:45+01:0015 febrero 2021|

Los datos de transacciones inmobiliarias correspondientes al cierre del año 2020 dados a conocer hoy por el INE, reflejan una caída anual del -17,7% respecto a 2019 y representa la caída más acusada que registra esta estadística en los últimos nueve años. Fue a cierre de 2011 cuando la caída fue mayor, con un -18% de descenso. “Esta caída en la variación anual está relacionada con la crisis del coronavirus que hizo que durante los meses del confinamiento no se pudieran cerrar operaciones con normalidad y los notarios tan sólo atendieron operaciones de urgencia. No obstante, a pesar de que durante el confinamiento las viviendas inscritas fueran mucho menores, con el inicio de la desescalada la compra de vivienda se animó en nuestro país. El dinamismo que se ha registrado durante el segundo semestre del año ha hecho que las cifras de compraventa se recuperen con rapidez, a pesar de cerrar el año en negativo”, explica Anaïs López, directora de Comunicación de Fotocasa.

El dato de compraventas del mes de diciembre, con 36.109 viviendas inscritas, muestra que el sector inmobiliario sigue con el dinamismo de los últimos meses y es ya el sexto mes consecutivo en el que se superan las 30.000 viviendas firmadas. “La compra de vivienda en España ha cogido un gran ritmo, especialmente durante el segundo semestre del año, y los últimos cuatro meses las compraventas se acercan a las 40.000 operaciones mensuales”. Así, en septiembre se firmaron 37.839 operaciones, en octubre 37.605, en noviembre 39.653 operaciones y en diciembre se firmaron 36.109 operaciones. “Son datos muy positivos y que muestra que, de momento, hay mucho interés por comprar vivienda en nuestro país. Tendremos que ver si esta actividad sigue siendo igual de intensa en los primeros meses de 2021”, explica Anaïs López.

El gran dinamismo con el que se despertó la demanda de vivienda después del confinamiento lo hemos ido viendo en Fotocasa durante estos últimos meses. “Desde el mes de junio, fecha en que se declaró el final del estado de alarma, tuvimos datos históricos tanto de tráfico como de contactos en nuestro portal inmobiliario e indicaba el gran despertar que había tenido la demanda de vivienda. Nunca hemos tenido tanta gente interesada en cambiar de casa”, explica la directora de Comunicación.

De hecho, el pasado mes de octubre Fotocasa publicaba el informe “Medio año de pandemia: impacto en el sector inmobiliario” en el que se mostraba una caída de cuatro puntos porcentuales en la participación de los españoles en el mercado inmobiliario (del 31% antes de la pandemia a un 27% en septiembre) pero esta caída venía de la mano de la demanda de alquiler, que ha sido la más perjudicada durante la pandemia. “La demanda de compra está viviendo un auge sin precedentes y muchos españoles se han pasado a la compra de vivienda y se han animado a buscar una vivienda mayor. Si antes de la pandemia el 39% de los que buscaban lo hacían en el mercado de la compraventa, este porcentaje ha pasado al 43% en septiembre. La intención de compra de vivienda ha experimentado un crecimiento en seis meses que nunca habíamos visto”, remarca Anaïs López.

Todo apunta a que este gran interés y dinamismo que hemos visto durante el segundo semestre de 2020 en el sector inmobiliario puede hacer que en 2021 los datos de compraventa vuelvan a ser positivos, dependiendo siempre de cómo evolucione la pandemia. “Lo que es verdad es que la pandemia y el confinamiento ha despertado una demanda de vivienda que continúa estando muy activa en nuestro país. Si continuamos con este ritmo de cierre de operaciones es posible que la crisis económica no afecte de forma tan directa al sector inmobiliario y sigamos viendo cómo evoluciona de forma positiva”, concluye Anaïs López.

Adjuntos