2020-06-03T10:48:53+02:0021 abril 2020|

Los datos de transacciones inmobiliarias correspondientes al pasado mes de febrero de 2020 dados a conocer hoy por el INE, reflejan un incremento interanual en las compraventas de vivienda del 2,3% y es el primer incremento que se registra después de seis meses consecutivos con datos en negativo.

Así, el incremento interanual en las compraventas de vivienda de febrero (2,3%) muestran el interés que hay por la compra de vivienda en nuestro país. Estos datos contrastan con las caídas registradas en meses anteriores, como el del pasado mes de enero (7,7%), diciembre (3,3%) y que claramente esto había sido porque “una gran cantidad de operaciones se paralizaron durante 2019 debido a la entrada en vigor de la Ley Hipotecaria y los datos de febrero muestran que las consecuencias de esta Ley ya han quedado atrás”, explica Ismael Kardoudi, director de Estudios de Fotocasa.

Esta paralización de muchas operaciones se vio en los datos de los meses anteriores como fueron las caídas de noviembre (9,3%) o del 12% en septiembre. “Estas fluctuaciones en las variaciones nos mostraban que los efectos de la Ley Hipotecaria todavía eran visibles pero tampoco se puede olvidar la inestabilidad política que ha vivido nuestro país en los últimos meses y que también ha podido afectar a la confianza de ciudadano a la hora de comprar vivienda”, comenta Kardoudi.

La cifra de 44.104 viviendas registradas en el mes de febrero de 2020 es la cifra más alta registrada un mes de febrero desde 2011, cuando se registraron 45.107 viviendas inscritas. Estos datos de febrero muestran “el buen momento en el que se encuentra el sector inmobiliario, temporalmente afectado por el coronavirus, y que la actividad se ha ido recuperando poco a poco, aunque sin grandes evoluciones. Buenos datos para augurar una sana recuperación tras el confinamiento”, comenta Kardoudi.

Para 2020 pronosticábamos que los datos de compraventas iban a ir muy en línea con 2019 aunque creemos que “estos buenos datos pueden verse puntualmente alterados durante unos meses por el estado de alarma que estamos viviendo debido a la situación de la COVID-19 y que hará que muchas operaciones tengan que posponerse hasta volverá a la normalidad y es posible que, en ese momento, registremos un repunte importante en el número de compraventas”, concluye Kardoudi.