10 Febrero 2017|

Los datos de transacciones inmobiliarias correspondientes al mes de diciembre, dados a conocer hoy por el INE, reflejan una subida interanual en las compraventas de viviendas del 13,6%, lo que supone un dato muy positivo respecto al 11,5% del ejercicio anterior, pero sobre todo con respecto al 2,2% de 2014 y a las fuertes caídas registradas entre 2011 y 2013.

Para Beatriz Toribio, responsable de Estudios de fotocasa, estos datos son el reflejo de que “el sector inmobiliario vive un buen momento después de haber realizado un fuerte ajuste y avanza hacia su normalización. Todo apunta a que lo peor ha pasado, aunque la recuperación será lenta y moderada y no se notará en todas las zonas por igual. Pero será constante a lo largo de 2017”.

Con 2016 son ya tres años consecutivos de crecimientos en el número de compraventas y se supera la barrera de las 400.000 operaciones. “Si lo comparamos con los años de esplendor inmobiliario, todavía estamos en un nivel bajo de actividad, pero aceptable si tenemos en cuenta de los mínimos de dónde venimos después de ocho años de parálisis absoluta en el sector”, añade.

Para fotocasa, 2017 será el año de la consolidación de esta normalización. “Las compraventas seguirán creciendo a buen ritmo, la obra nueva nos dará datos más positivos y si la financiación se mantiene en los niveles actuales, cada vez más gente podrá acceder a una hipoteca”, asegura.

En este sentido, para Toribio en 2017 lo único que puede frenar el buen ritmo que está tomando el sector es lo que ocurra con la financiación. “Será clave ver cómo afectarán las últimas sentencias judiciales sobre las cláusulas suelo a la vuelta de la financiación que hemos vivido en estos últimos años y que ha sido un factor fundamental en la reactivación del sector. Si todo lo ocurrido retrae el crédito hipotecario y lo encarece, la mejoría que está viviendo el mercado inmobiliario se frenará”, concluye la responsable de Estudios.

Adjuntos